Escrito por el noviembre 27, 2023

NCS DIARIO/OPINIÓN

Hábitos que nos pueden hacer felices

Socorro Eugenia Quijano Villanueva

Uno se pregunta ¿qué hacen las personas felices para ser felices?

Los expertos dicen que esto tiene mucho que ver con la inteligencia emocional. Hay que percibir, comprender y asimilar las emociones propias y ajenas.

La inteligencia emocional tiene cinco competencias principales:

  1. Conocimiento de las propias emociones. Tener conciencia de uno mismo y de lo que sentimos.
  2. La capacidad de controlar y modular las emociones. Tener autodominio ante lo que nos puede provocar rabia o enojo. Saber que respirar con hondura ayuda a la salud física y mental. Anotar en la noche tres cosas buenas de ese día.
  3. Capacidad de motivarse a uno mismo. El propio conocimiento llevar a saber qué nos motiva: las amistades, el amor a la familia, la ayuda a los desprotegidos, el arte, la astronomía, el deporte, algún hobbie, alguna especialización, algunas lecturas o música selecta, etc.
  4. El reconocimiento de las emociones ajenas o empatía. Detectar los sentimientos ajenos a través de gestos, palabras, escritos o intuiciones. Cuando amamos a una persona es más fácil detectar sus emociones.
  5. El control de las relaciones. Lograr un equilibrio en la dedicación de nuestro tiempo: a Dios, a la familia, a las amistades, a los demás, al trabajo, a uno mismo, etc.

Las personas que entrenan diariamente su inteligencia emocional desarrollan hábitos sanos que les permiten ser más felices.

Las personas con altas habilidades emocionales:

  1. a) son curiosas, con una curiosidad sana; se preguntan el “por qué” de muchas cosas y procuran aprender de las diversas circunstancias de la vida;
  2. b) no sacan conclusiones precipitadas, saben valorar, sopesar, discernir antes de hacer decisiones;
  3. c) reconocer las emociones como mensajeras, amigas o enemigas, para abordar los problemas;
  4. d) entienden el peso de una palabra animante o hiriente; por ello, evitan decir malas palabras o criticar negativamente a una persona enfrente de otros sujetos;
  5. e) conocen el verdadero significado de la ira y sus peligros. Comprenden que para juzgar algo necesitan tener armonía interior; la ira no es mala, pero hay que canalizarla y gestionarla; y muchas veces se canaliza con el ejercicio o la caminata;
  6. f) experimentan un deseo profundo de ayudar a otros porque comprenden que un acto de bondad puede transformar el día o la semana de una persona. La simple amabilidad hace que otros comprendan su grandeza y dignidad;
  7. g) la empatía hacia uno mismo es tan importante como la que practicamos con los demás. La persona se pone a sí misma límites de tiempo, de espacio, de consumo, etc. Cuida de su salud física y espiritual. La persona madura se siente bien consigo misma, se acepta y vive de acuerdo con la ley natural y con la Ley divina.

Una persona madura ya ha conquistado estas habilidades, al menos en parte.


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



Continuar leyendo

Post Siguiente


Miniatura
Post Anterior


Miniatura

Radio Fórmula

97.3 FM

Canción actual

Título

Artista

Background